Llamó la atención uno de los dibujos que aparece en esa edición. Se trata del diseño de un repartidor de la revista alusiva con gorra, bandera y brazalete de La Cámpora. Sin embargo, se trata de una réplica de un poster chino del año 1966, en el marco de la revolución cultural del proletariado maoísta.

Aclara la Campora que no puede ser confundida con la Juventud Hitleriana porque la formación de sus jóvenes es maoista clásica

De acá. El plagio en la política no existe. Son “aportes intelectuales”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s