Deducen que después que San Luis dé de baja a los policias que reclaman por sus salarios no quedará ningún poli bueno.

LOS INTERROGATORIOS SE HARÁN SOLO CON EL POLICIA MALO

Después que San Luis dé de baja a los policias que reclaman por sus salarios no quedará ningún poli bueno. LOS INTERROGATORIOS SE HARÁN SOLO CON EL POLICIA MALO http://www.periodistasenlared.info/agosto13-07/nota1.html El ministro de Seguridad y Relaciones Institucionales, Martín Olivero, confirmó que los sesenta uniformados que participaron de la toma pacífica del edificio de la Unidad Regional II serán dados de baja, por lo que quedarán en las filas únicamente los policias que tienen otros ingresos provenientes de coimas, prevaricatos e ilícitos generados por la falta de ética y fomentados por la baja remuneración percibida.  Estas bajas que apuntan especialmente en los polis buenos, de los que apenas quedaba el 10% en la Ciudad de Villa Mercedes y  tres o cuatro en cada comisaría del resto de la Provincia, también obligará a abandonar la práctica de “poli bueno, poli malo” en los interrogatorios.  “En la coyuntura actual no podemos permitirnos los sueldos que los polis buenos nos piden,  a los que para mantener su buen humor hay que darles mas de siete lucas de entrada”, ha explicado Martín Olivero. “Con lo que cobra un poli bueno podemos mantener a dos o mas polis malos, tan necesarios en estos tiempos que corren. Éstos son más baratos cuanto menos cobran, de peor humor están y mejor hacen su trabajo. Por eso sus uniformes son tan ceñidos en la zona genital, para incrementar su mal humor”.  Ante un policía normal, cuando el acusado se niega a confesar, el interrogatorio se cierra con un cachetazo, el policía profiere una amenaza de tortura, avisa que sale a buscar la picana y abandona la sala. “Ese es el momento en el que aparece el poli bueno con un café y frases como ‘Veni gato, solo queremos ayudarte’, o ‘Explícanos lo que pasó, chabón’ y se genera cierta falsa sensación de complicidad con el criminal, que empieza a cantar como los Redondos en concierto”. A partir de ahora, ante la ausencia de poli bueno, el protocolo a seguir en los interrogatorios será el de “poli malo, poli muy malo” que, según asegura Martín Olivero, puede ser igualmente efectiva y “ahorrar incluso tiempo”.  Durante 2005 ya hubo diversas quejas por parte de municipios que veían cómo sus escasos polis buenos eran sustituidos por policías “que a lo mejor solo estaban de buen humor los viernes, lo que obligaba a trasladar todos los interrogatorios a ese día”. Algunos comisarios ya han confesado que, para paliar la ausencia de polis buenos, enseñarán expresiones amables a sus policías habituales con el fin de que desempeñen ese papel. Frases como “Vamos, yo sé que cuando le diste catorce martillazos a esa anciana no querías matarla, si yo lo entiendo el juez lo entenderá… ¿qué ocurrió, guachín?”.

El ministro de Seguridad y Relaciones Institucionales, Martín Olivero, confirmó que los sesenta uniformados que participaron de la toma pacífica del edificio de la Unidad Regional II serán dados de baja, por lo que quedarán en las filas únicamente los policias que tienen otros ingresos provenientes de coimas, prevaricatos e ilícitos generados por la falta de ética y fomentados por la baja remuneración percibida.

Estas bajas que apuntan especialmente en los polis buenos, de los que apenas quedaba el 10% en la Ciudad de Villa Mercedes y  tres o cuatro en cada comisaría del resto de la Provincia, también obligará a abandonar la práctica de “poli bueno, poli malo” en los interrogatorios.

Después que San Luis dé de baja a los policias que reclaman por sus salarios no quedará ningún poli bueno. LOS INTERROGATORIOS SE HARÁN SOLO CON EL POLICIA MALO http://www.periodistasenlared.info/agosto13-07/nota1.html El ministro de Seguridad y Relaciones Institucionales, Martín Olivero, confirmó que los sesenta uniformados que participaron de la toma pacífica del edificio de la Unidad Regional II serán dados de baja, por lo que quedarán en las filas únicamente los policias que tienen otros ingresos provenientes de coimas, prevaricatos e ilícitos generados por la falta de ética y fomentados por la baja remuneración percibida.  Estas bajas que apuntan especialmente en los polis buenos, de los que apenas quedaba el 10% en la Ciudad de Villa Mercedes y  tres o cuatro en cada comisaría del resto de la Provincia, también obligará a abandonar la práctica de “poli bueno, poli malo” en los interrogatorios.  “En la coyuntura actual no podemos permitirnos los sueldos que los polis buenos nos piden,  a los que para mantener su buen humor hay que darles mas de siete lucas de entrada”, ha explicado Martín Olivero. “Con lo que cobra un poli bueno podemos mantener a dos o mas polis malos, tan necesarios en estos tiempos que corren. Éstos son más baratos cuanto menos cobran, de peor humor están y mejor hacen su trabajo. Por eso sus uniformes son tan ceñidos en la zona genital, para incrementar su mal humor”.  Ante un policía normal, cuando el acusado se niega a confesar, el interrogatorio se cierra con un cachetazo, el policía profiere una amenaza de tortura, avisa que sale a buscar la picana y abandona la sala. “Ese es el momento en el que aparece el poli bueno con un café y frases como ‘Veni gato, solo queremos ayudarte’, o ‘Explícanos lo que pasó, chabón’ y se genera cierta falsa sensación de complicidad con el criminal, que empieza a cantar como los Redondos en concierto”. A partir de ahora, ante la ausencia de poli bueno, el protocolo a seguir en los interrogatorios será el de “poli malo, poli muy malo” que, según asegura Martín Olivero, puede ser igualmente efectiva y “ahorrar incluso tiempo”.  Durante 2005 ya hubo diversas quejas por parte de municipios que veían cómo sus escasos polis buenos eran sustituidos por policías “que a lo mejor solo estaban de buen humor los viernes, lo que obligaba a trasladar todos los interrogatorios a ese día”. Algunos comisarios ya han confesado que, para paliar la ausencia de polis buenos, enseñarán expresiones amables a sus policías habituales con el fin de que desempeñen ese papel. Frases como “Vamos, yo sé que cuando le diste catorce martillazos a esa anciana no querías matarla, si yo lo entiendo el juez lo entenderá… ¿qué ocurrió, guachín?”.“En la coyuntura actual no podemos permitirnos los sueldos que los polis buenos nos piden,  a los que para mantener su buen humor hay que darles mas de siete lucas de entrada”, ha explicado Martín Olivero. “Con lo que cobra un poli bueno podemos mantener a dos o mas polis malos, tan necesarios en estos tiempos que corren. Éstos son más baratos cuanto menos cobran, de peor humor están y mejor hacen su trabajo. Por eso sus uniformes son tan ceñidos en la zona genital, para incrementar su mal humor”.

Ante un policía normal, cuando el acusado se niega a confesar, el interrogatorio se cierra con un cachetazo, el policía profiere una amenaza de tortura, avisa que sale a buscar la picana y abandona la sala. “Ese es el momento en el que aparece el poli bueno con un café y frases como ‘Veni gato, solo queremos ayudarte’, o ‘Explícanos lo que pasó, chabón’ y se genera cierta falsa sensación de complicidad con el criminal, que empieza a cantar como los Redondos en concierto”.

A partir de ahora, ante la ausencia de poli bueno, el protocolo a seguir en los interrogatorios será el de “poli malo, poli muy malo” que, según asegura Martín Olivero, puede ser igualmente efectiva y “ahorrar incluso tiempo”.

Durante 2005 ya hubo diversas quejas por parte de municipios que veían cómo sus escasos polis buenos eran sustituidos por policías “que a lo mejor solo estaban de buen humor los viernes, lo que obligaba a trasladar todos los interrogatorios a ese día”.

Algunos comisarios ya han confesado que, para paliar la ausencia de polis buenos, enseñarán expresiones amables a sus policías habituales con el fin de que desempeñen ese papel. Frases como “Vamos, yo sé que cuando le diste catorce martillazos a esa anciana no querías matarla, si yo lo entiendo el juez lo entenderá… ¿qué ocurrió, guachín?”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s